Las dos nuevas estafas que se realizan por llamada o SMS


Seguramente ya estás familiarizado con el Phishing (suplantación de identidad) y puede que hayas recibido algún email de este tipo pidiéndote que hagas clic en algún enlace (nunca hay que hacerlo) debido a algún problema con un pedido o una cuenta bancaria; ese correo realmente se trata de un fraude para obtener tus datos. De esta ciberestafa han surgido otras dos que siguen el mismo procedimiento y que incrementarán sus ataques en 2020.  

  • Vishing (Voice + Phishing)

Llamada o mensaje de voz con la intención de que la víctima crea que está hablando con una organización legítima, la cual puede que tenga algunos datos como nombre, email e incluso el número de tu tarjeta de crédito para ganarse la confianza de la víctima (puede que se escuche mucho ruido de fondo para simular una centralita), con el objetivo de que le reveles tu cédula, tu nº de cuenta bancaria o las contraseñas de acceso. 

Normalmente buscan el miedo de la víctima con mensajes alarmantes, y que actúe con rapidez ya que el problema debe resolverse cuanto antes.

Nunca hay que revelar las contraseñas ni pines de acceso a transacciones o plataformas, ninguna empresa real te lo va a pedir ni tu banco te va a decir que transfieras dinero a otra cuenta. Si te ocurre debes colgar e informar a la empresa real de lo que está sucediendo. 

Ante la duda de si la llamada es real o ficticia lo mejor es colgar y llamar al teléfono oficial de la empresa, nunca llamar al mismo número sospechoso.

  • Smishing (SMS + Phishing)

Esta estafa se realiza a través de SMS (mensaje directo) o mensaje por WhatsApp. El modus operandi es similar al Phishing, te llega un aviso con un problema y un enlace o número de teléfono. Nunca pulses el enlace ni llames, si tiene relación con alguna compañía a la que hayas contratado un producto o servicio ve a su web para contactarles enviándoles el mensaje para que te asesoren.

Publicar un comentario

0 Comentarios