Recuento paso a paso de la mentira de las pruebas rápidas de Gonzalo Castillo y el ministro de salud, Sánchez Cárdenas



En medio de la pandemia que afecta al mundo y por ende a República Dominicana, las autoridades han utilizado la crisis del coronavirus para proselitismo político y esto se demuestra en esta historia que a sido calificada de vergonzosa. A continuación el recuento:

El domingo cinco de abril el empresario Gonzalo Castillo supuestamente entregó materiales para detectar el COVID-19 al Ministerio de Salud Pública. La donación se realizó en el Hangar de Helidosa en el Aeropuerto Internacional Joaquín Balaguer, en El Higüero, a cargo del presidente ejecutivo de Aeroambulancia, Alexander Castillo -el hijo de Gonzalo- mientras las recibía el ministro Rafael Sánchez Cárdenas. Supuestamente donó los primeros 9,500 kits de pruebas rápidas para detectar el COVID-19 a la comisión de alto nivel que coordina las acciones del gobierno en respuesta al coronavirus.

Sin embargo, el ministro desmintió la entrega en una entrevista transmitida anoche en el programa El Informe: “Nosotros no las recibimos nunca... yo no sé si ellos sometieron la marca porque ni-siquiera la conozco”, dijo el ministro en la entrevista cuando se le preguntó por las pruebas que vinieron de China, que trajo Gonzalo Castillo.

Después de varias horas -en donde se estima lo llamaron del Palacio Nacional para bajarle línea- el ministro cambió de opinión.


El ministro de Salud Pública, Rafael Sánchez Cárdenas, se disculpó con el candidato oficialista (PLD) y atribuyó su error a un lapsus mental.

Durante la rueda de prensa de este martes Sánchez Cárdenas aclaró que sí recibió el supuesto donativo del candidato del Partido de la Liberación Dominicana y que las que nunca llegaron fueron las ofrecidas por el opositor Partido Revolucionario Moderno (PRM).

Publicar un comentario

0 Comentarios